30.6.16

Élites perezosas

Comiendo el otro día en Madrid. Madrid es la ciudad de las comidas. Todo el mundo come con todo el mundo. Y así nos va, supongo. Me contaba mi interlocutor, venido de la provincia, que el surgimiento de Podemos demuestra que en España más que élites extractivas hemos padecido de élites perezosas: pensaron que estaba todo hecho, que ya no hacía falta leer. Ni aprender. Y olvidaron así que, en la mejor metáfora de Marx, vivimos en un mundo en el que todo lo sólido se desvanece en el aire