9.4.08

Ni sociedad ni civil

Hablábamos el otro día de sociedad civil. Creo que no existe en España. Lo que hay con ese nombre está en el presupuesto público, y eso ni es sociedad, ni es civil. Ahí están los sindicatos para demostrarlo. Ahí están las oenegés, financiadas por el Estado. Ahí están los partidos, ahítos de donaciones anónimas en un país en el que nadie tiene nunca un duro para nada. Ahí está la prensa, tan digna, tan independiente de los poderes públicos y con esa financiación tan vergonzosa. Ahí están, en fin, todas esas asociaciones que viven gracias al dinero, desocupado lector, que el Estado se considera legitimado para quitarle del bolsillo para repartirlo entre los grupos de presión.
Había una pequeña excepción, porque no hay reglas sin ella. Llevaba años batiéndose el cobre frente a la indiferencia de los poderes públicos. Apelando a la sociedad civil. Ya saben, esa regla tan básica del liberalismo que dice que con diez euros al año no puedo montar ninguna asociación que me defienda de los poderes públicos, pero que si nos juntamos cien, con esa cantidad ya tenemos para el material.
La web del diario digital
Basta Ya no cierra por azar. Como señalan en su despedida, los políticos recurren a la forma que más y mejor conocen para acabar con lo que no se pliega a sus deseos: “el recurso habitual al estrangulamiento económico y mediático para comprar voluntades o eliminar las que no están en venta”.
Los políticos pueden hacerlo, precisamente, porque no hay sociedad civil. No nos quedemos en el ejemplo y vayamos al fondo. El problema no es que cierre basta ya, que para algunos como yo es una lástima y para otros será un alivio.
El problema es la incapacidad de la sociedad civil española, o catalana, o zamorana, de mantener iniciativas ciudadanas en las que el poder político no sólo no intervenga sino que, además, sea permanente objeto de crítica y escrutinio. Es más importante ese concepto que todos los manuales de la estéril educación para la ciudadanía que quiere enseñar a nuestros hijos a que paguen impuestos.
Así que, asumiendo como ciudadano mi parte de culpa y parafraseando al clásico, cuando una página crítica con el gobierno, con cualquier gobierno, cierre y las campanas toquen a muerto, no pregunte, desocupado lector, por quién están doblando. Están doblando, en realidad, por usted.


PS: “Yo no tenía pasaporte, pero en aquellos felices tiempos no existían los obstáculos que conlleva cualquier trámite desde que los franceses, en su intento de ser libres, instauraron la esclavitud entre ellos y entre los demás”.
Constant, Benjamin:
El cuaderno rojo. Periférica, Cáceres, 2008, Página 75

PS: Esta entrada hace la 901 de la bitácora.

5 comentarios:

Joao dijo...

¿Que hay de lo mío, Señor Ministro?
Vieja frase, pero tan vigente...
Creo que la respuesta civil contra la bajada de pantalones (negociación si pero no, pero si, pero no,de la primera parte contratante) del Gobierno con la ETA tiene sus días contados.
Han ganado por hartazgo esa guerra, ya no la batalla.
La desislusión que la derrota de Mariano (si, de Mariano, porque el y solo él es el perdedor) ha llevado a toda la sociedad contestataria e inconforme a una situción de noqueo y desilusión.
Me recuerda esto al 14M, en el estadio de Montjuic viendo la final del Zaragoza-R. Madrid. La afición blanca no empujaba a su equipo, desilusionada y caida miró para otro lado, sentían la vejación que iban a sufir su ciudad y sus 190 muertos en los siguientes 4 años.
Así es imposible caminar, se necesita un revulsivo que devuelva la ilusión a quienes plantaron cara a los que quieren formar en el espíritu nacionalsocialista a nuestros hijos, a los que quieren poner esparadrapo en la boca de nuestros muertos y a los que nos sacan los duros de un bolsillo y nos meten pesetas en el otro...todo tras un larga genuflexión.
No nos callaremos, pero la respuesta no ha llegado ni se la espera. Esta sociedad está estancada, la han estancado en Irak.

Astur-Leones dijo...

Los de "mi panda" atiborrándose de tapas con los dineros que sabiamente les hemos sacado a los de enfrente.
Pero somos más, no? Es la "voluntad democrática" de la sociedad (me han dicho que cambie eso de "el pueblo", que queda algo retro) y el que no la acate, no es demócrata. Y si no es demócrata, no le pongas tapas.

Nairu dijo...

Tienes toda la razón. Precisamente a este tema quería dedicar mi próxima entrada.

Los Plomez dijo...

Estimado perdiu y pq no les sustituimos... en lo que yo pueda cuenta con mi apoyo... la dale una vuelta con todos los técnicos que te rodean y demos entrada a una crítica constante e independiente del poder... no sé como funciona, pero me gusta la idea de lo que está haciendo antena 3 con los puntos peligrosos para el tráfico. Creemos una web donde los ciudadanos puedan realizar sus críticas a políticas concretas, pueblo a pueblo, barrio a barrio, ciudad a ciudad...

Javi dijo...

En España la Sociedad Civil está empezando a surgir.

Poco a poco, pero está empezando a surgir.

Saludos

Javi